“Annabelle 2”

Susana Pozo

, Cine, Destacados

El terror en su Dosis Justa

 

annabelleEl  retorno de “Annabelle” está obteniendo los réditos esperados en taquilla para una  película de horror, cuyo director hace un  buen manejo de  los efectos especiales por ordenadores. “Annabelle 2, la Creación” es  en rigor una película que cumple  todos los códigos del género del terror, pero principalmente con generar las expectativas in crescendo en las escenas que provocarán sobresaltos en los espectadores.

Hoy en conocimiento de la virtualidad en las producciones, unido a  un espectador nada de cándido,  vamos a ver una película de horror, para disfrutar de los sobresaltos y de los giros irreales  que se  presentan. Muy lejano a los tiempos de Orson Welles, quien con su  teatralizado programa radial “La Guerra de los Mundos” produjo pánico en  la población.

Estos filmes mayores, como las Annabelle, se diferencian de los  muy malos de la categoría en su inicial ritmo pausado, bastante lento en este caso, pero eso forma parte de la fórmula  bien  manejada y dosificada: generar tranquilidad en la audiencia para luego  llegar con la señal que algo extraordinario va a acontecer o introducir un elemento sorpresivo que  simplemente le pille desprevenida.

Ambos  componentes están  considerados en la estudiada receta: aportar los antecedentes necesarios para que el público entre en complicidad con el guionista y se anticipe a las escenas que seguirán, al igual que el cine de suspenso.

Las producciones malitas del género, en cambio, son estridentes: insuflan tanto elemento para generar  un terror de  tercera categoría que terminan siendo humorísticas o tediosas.

“Annabelle 2: La Creación”  narra, como señala el título, los  orígenes de  la muñeca diabólica, elaborada por un juguetero, cuya tragedia se  gatillará con la pérdida de su hija quien, se insinúa, re-encarnará en la pepona para generar terror en niñas provenientes de un orfanato.

Esta cinta es una nueva hija del ya prestigiado director, guionista y productor en  el género horror, James Wan.

El film, por cierto, tiene enlaces con “Annabelle” y  las otras dos producciones dedicadas a la pareja especialista en lo paranormal, Ed y Lorraine Warren, partícipes de sucesos en que están inspiradas las 2 cintas “Annabelle” y  las  2 realizaciones  tituladas “El Conjuro”, todas comentadas en estas páginas.

Forma también parte del marketing y otro tanto de  leyendas que se tejen en que el atractivo consiste en promover que los sucesos están sustentados en casos reales,   en una muñeca  y en una casa que generan posesiones diabólicas.

Como sea- real, fantasía, promoción o marketing- estas 4 producciones han sido las más exitosas en estos últimos años en el género del horror, pero la fama para James Wan llegó de la  mano de “Saw”, la perturbadora película que ya lleva 8 versiones, todas de este director, que sabe de secuelas y precuelas. “Annabelle 2” es una precuela que anticipa en su final la primera  secuela.

La recomendamos  para los seguidores del género. La función va acompañada  con escenas que anticipan la esperada  película“It”, próxima a exhibirse en Estados Unidos. La secuencia que se muestra, grafica muy bien lo que  señalaba al comienzo: el manejo de las expectativas  en el espectador, preparándole para algún  acto de horror o perverso.

“It”, que saltará después de 20 años de la pantalla chica a la XD, está inspirada  en el libro del mismo nombre del novelista del  terror, Stephen King, y si nos guiamos por las breves escenas que se muestran, promete.

 

 

Susana Pozo Pizarro, es Periodista (UCh), Magíster en Información Económica. Actualmente se desempeña como académica del Departamento de Ciencias Sociales de la Universidad de la Serena. A nivel profesional ejerció en formatos de Televisión, Radio, Periódico y Revista. También se desempeñó en Comunicación Corporativa y culminó su carrera como Editora y Columnista del sector de Economía en Diario “El Mercurio” de Valparaíso. Hoy es columnista del Semanario “Tiempo” de La Serena.

Susana Pozo – who has written posts on Agenda Alternativa.


Agregar un comentario